Tres.11 – Capítulo 5 – El gen G3R

Todo era tan real que hasta podía sentir sus pequeños dedos sujetando mi mano, oír sus ligeros pasos y escuchar sus palabras claramente.

  • ¿Vez algo diferente en la ciudad? – Preguntó directamente sin detenerse.

  • Bueno, definitivamente todo, además de ver que no hubo un terremoto, todo parece estar muy limpio y ordenado.
  • Si, es Lima como hubiese sido sin tan alta contaminación. Aire fresco, edificios sin moho y sin contaminación acústica, sin egoísmo, sin maldad, sin tristeza… sin ambición.
  • Vaya, parece todo tan real y tan hermoso… e imposible de creer.

Nos sentamos en una de las bancas de un parque de la zona, Trischerum me miró y dijo:

  • Este mundo no existe más, lamentablemente. Fue destruido por todos los seres humanos, desde siglos atrás, los humanos perdieron el sentido de vivir, olvidaron el propósito de su paso por este planeta. Te voy a explicar todo lo sucedido desde el inicio de los tiempos y con palabras simples utilizadas en el planeta tierra, así quedará todo más claro en tu mente y podrás entender porqué estás aquí con nosotros.

En ese momento, Trischerum hizo un ligero movimiento de su brazo estirado delante de nosotros, de derecha a izquierda, como si todo lo que viéramos fuera una gran pantalla táctil y en pocos mili-segundos todo cambió y de pronto estábamos flotando en el espacio, oscuro con millones de estrellas, planetas y asteroides. Todo nuevamente parecía muy real. Mientras tanto, Trischerum empezó a contar una historia que jamás imaginé oír, ni ver de esa manera… mientras contaba la historia, le gran pantalla en donde estábamos iba mostrando todo lo que él expresaba.

  • El universo está lleno de vida, existen cientos de ellas, muchas diferentes e impresionantes pero interconectadas entre sí. Hace millones de años, en el planeta tierra no existían tipos de vida inteligentes, sólo se observó unas especies que no se desarrollaban demasiado, mas conocido por Ustedes como los dinosaurios, pero para todo el universo eran especies que sólo nacían, se reproducían y morían, lo cual no tenía sentido. Se analizaron las condiciones climáticas, la gravedad y muchos factores como para iniciar una nueva civilización, un tipo de vida inteligente que pudiese aprender, investigar e interactuar hasta conquistar el universo de forma armónica y unirse a la red de vidas de la galaxia. Para ello, se empezó de cero, aniquilando toda vida en la época de los dinosaurios y dejando que el agua, el sol, el oxígeno y demás componentes, inicien su proceso. Todo estaría controlado, analizado y monitorizado para que cada micro-organismo genere su propio desarrollo y evolución. Así llegaron las plantas, los insectos y poco a poco diferentes tipos de vida vegetal y luego animal. Cada uno cumplía una función que sería aprovechada por otros y permitir que todo evolucione favorablemente. Millones de años pasaron para que el planeta tierra tenga sobre ella una infinidad de tipos de vida, animales, plantas, organismos, micro organismos… hasta que se decidió comenzar con un tipo de vida más inteligente; para eso se pidió a diferentes civilizaciones del universo que inserten sus genes en el ADN de los primates para ayudarlos a evolucionar, pensar, crear, desarrollarse y así iniciar una vida inteligente. Algunas civilizaciones tomaron parte de este plan y en diferentes zonas del planeta se sembraron los genes de forma ordenada y pacífica.
  • Entonces, ¿es por eso que existen diferentes “razas” en nuestro planeta? ¿porque vienen de genes de diferentes civilizaciones?
  • Exactamente, verás que poco a poco te quedarán muy claras muchas cosas que por años no se han logrado descifrar.

Entonces, la vida inteligente empezaba a ser visible, los primeros primates nacidos de aquellos que se les habían injertado los genes, demostraron de inmediato un gran cambio, caminaban más erguidos, eran más curiosos con todo lo que les rodeaba y cumplían con la labor a la que habían sido encomendados. Así el hombre y la mujer, tal como Ustedes los conocen, surgieron con los años.

  • Entonces ¿Es verdad que cada ser humano es enviado a la tierra “pre-programado” para cumplir con una labor, y una vez logrado, dejar este planeta? – es decir, ¿morir?
  • Si, todo está organizado para cumplir con una tarea específica y luego poder “pasar” al siguiente nivel de vida. Ya luego hablaremos de eso.

Como iba diciendo, para ayudarlos a mejorar, se les enviaban seres con labores específicas que “descubrieron”, poco a poco, ciertas cosas en el planeta y que sería útil para seguir adelante. Así pues se descubrió el fuego, se enseñó a crear lanzas para cazar, a usar abrigo para evitar el frío, a pintar,  redes para pescar, construir viviendas, hablar, escribir, aprendieron sobre metalurgia, descubrieron la rueda, construyeron el primer coche sobre ruedas y barcos de vela. Todo iba tomando un rumbo correcto hasta que, una de las civilizaciones más alejadas de esta galaxia, decidió evitar que siga el desarrollo de este mundo, porque nunca dieron su aprobación y porque jamás participaron de ella. Por tanto, como un acto de rebelión, dejaron unos genes extras en la tierra, conocidos por nosotros como G3R, los cuales reaccionan con el sol de esta galaxia y en algunos casos lograban que ciertos seres vivientes sean violentos, con ideas destructivas, con maldad. Llegaron muchas enfermedades, plagas, sequías y muerte de forma salvaje… una época que no se podía controlar nada porque los genes G3R bloquearon a los humanos, logrando que dispersen fácilmente desde su nacimiento, haciendo que olviden la tarea que tenían encomendada al nacer.

Con el paso de los años, algunas civilizaciones llegaban a visitar la tierra para observar de cerca esta nueva “civilización” que empezaba a perder el control y poco a poco ayudarlos con sus avances y descubrimientos de medicina que podían ser encontradas en el mismo planeta.

Se decidió ayudar en todo rincón del planeta donde existiesen humanos y es por ello que las civilizaciones antiguas sobre la tierra, dejaron jeroglíficos donde se ven naves “extraterrestres” o seres extraños a los que ellos adoraban porque llegaron para ser muy útiles, ayudando con la construcción de mega ciudades, monumentos de piedra imposibles de realizar sin ayuda de fuerzas fuera del alcance de sus manos o su tecnología en aquel entonces. Eran seres que podían lanzar un rayo de luz y encender fuego o cortar piedra, aquellos que podían volar sin necesidad de tener alas, otros que podían curar a los enfermos con sólo tocarlos o caminar sobre el agua. Pese a toda ayuda, los humanos no superaban la fuerza del gen G3R, peor aun, se hacía más fuerte y más arraigado. Las religiones empezaron a aparecer por cada rincón del planeta, las guerras por defender sus ideales comenzaron a crecer, matar por trozos de tierra parecía normal… los humanos empezaron a mostrar su lado más salvaje, como si se tratase de una plaga incontrolable. La pólvora, que les ayudamos a descubrir, fue utilizada de forma incorrecta creando aún más muertes en vez de ser utilizada para progresar.

Eran tiempos salvajes, los humanos se llenaron de ira, de ambición y de egoísmo, despertaban con el deseo incorrecto de luchar y ganar pero sin ningún sentido ni buscando el progreso general del planeta. Para las civilizaciones de las galaxias participantes del proyecto, eran indescriptible como de pronto existían fronteras, divisiones, odio entre ustedes mismos… crearon conceptos que jamás imaginamos ver, luchar porque el color de tu piel era diferente, porque amar era prohibido, porque tu sangre no era pura… todo se convirtió en odio y autodestrucción. Jamás imaginamos que se llegaría a esos extremos.

Enviamos una de nuestras fórmulas matemáticas más importantes, con la idea de dar una pequeña ayuda y los humanos puedan explorar el universo, pero lamentablemente el modelo cuántico atómico fue utilizado para realizar una bomba de destrucción masiva. Toda ayuda era imposible, el gen G3R había llegado demasiado profundo y era casi imposible remediarlo. Las civilizaciones participantes fueron abandonando el planeta y dejando que el tiempo haga su labor, la autodestrucción humana era inminente. No queríamos ofrecer nuevos descubrimientos, nuevas fórmulas porque eso llevaría a una destrucción más rápida. El humano había aprendido a hacer de todo lo bueno, algo muy malo.

  • ¿Significa eso que los humanos que descubrieron tantas cosas, no eran humanos?
  • Si lo eran, pero no todo lo inventado o descubierto fue enviado por nosotros, muchas veces fue el mismo ser humano que llegó a conclusiones positivas y supieron cómo mejorar ciertos descubrimientos o tecnología. Cada cierto tiempo el humano se hacía más y más inteligente, pero lamentablemente lo utilizan más para hacer el mal que para el bien común.
  • Y entonces, ¿ya no tenemos solución? ¿Porque me explicas todo esto cuando dices que el ser humano se auto destruye? ¿Quienes son ustedes en realidad?
  • Ahí es donde quería llegar. Nosotros estamos aquí para ayudar a buscar una solución, durante siglos estamos en la tierra ayudarlos pero es muy complicado llegar a las personas sin que decidan atacarnos o sacar provecho de todo esto. Construimos una sociedad bajo tierra desde donde nos organizamos para que este mundo funcione mejor, somos parte de los humanos que sí supimos desarrollarnos personal y tecnológicamente. Nosotros somos el siguiente paso, que todo ser humano sobre la tierra, dará cuando cumplan con sus objetivos planificados al nacer. Pero mientras no lo hagan, volverán a nacer sobre la tierra una y otra vez.
  • ¿Es lo que llamamos reencarnación? ¿Por eso muchas personas creen haber vivido antes?
  • Si, el ser humano se ha estancado en este mundo y al volver a nacer tiene algunos recuerdos vagos de su vida anterior. Desde que nacen deberían trabajar en su objetivo pero la misma tecnología creada en este planeta, lo dispersa y pierde el rumbo, como te dije anteriormente.

Nosotros les llevamos 500 años de tecnología, nuestras ciudades bajo tierra son un mundo muy bien organizado, nuestros cuerpos ya no se sienten afectados por el gen G3R y por eso estamos buscando la forma de salvar este mundo, cueste lo que cueste.

  • Entonces, ¿Cómo es que estabas en esa estrella que vi moverse unos días atrás en el cielo?
  • Esas no son estrellas, son nuestras “naves” desde donde observamos, cuidamos y aseguramos el bienestar del planeta tierra. Cuidamos que nada caiga y/o intente destruir la tierra, observamos quienes entran y salen, nos encargamos de ser sus “guardias de seguridad” y de tanto en tanto las naves cambian de posición, como si se hiciera un cambio de guardia. Ustedes las ven como estrellas que se mueven pero en realidad son nuestras naves.
  • Vaya, esto es demasiado para mí.
  • Esto es poco, aún hay mucho más para explicar. Pero para nosotros era importante que supieras que ha pasado todos estos siglos, que está pasando actualmente y que podría pasar en un futuro no muy lejano. Eres uno de los elegidos para empezar este gran cambio y ayudar a que este planeta encuentre su salvación.
  • Pero, ¿Cómo puedo ayudar? Yo soy un simple ser humano, 500 años menos desarrollado que Ustedes.
  • Ya empezaste a ayudar, desde el año 2000 cuándo escuchaste a Oscar toda esa historia y, a pesar de que lo creíste medio loco, se te quedó grabado cada palabra importante que te dijo y llegaste a ver ese atardecer en el momento preciso.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s